El Banco Central de Venezuela informó este martes que la inflación del país cerró en 9.585,5% en 2019 con una tendencia a la desaceleración con respecto al año previo, reseñó Reuters.

Pero, pese a la menor variación, difundido por el emisor tras cuatro meses de silencio, el país sigue en hiperinflación, sumido en seis años de recesión.

En el 2018, la inflación fue de 130.060,2% de acuerdo a los datos difundidos por el emisor.

El Gobierno en disputa de Nicolás Maduro relajó en 2019 las regulaciones de cambio y precios impuestas desde hace casi dos décadas, pero las acciones han sido consideradas por analistas como tardías.

Haga click aquí para leer la nota completa en Reuters