El ex vicepresidente del CNE, Rafael Simón Jiménez, desmintió este jueves que su renuncia al poder electoral tenga que ver con una supuesta postulación a diputado como se ha comentado, aunque no descartó que esto pueda «surgir en el camino».

«Yo soy un político que viene de «batir barro» en la provincia. Fui 10 años concejal. Después fui diputado regional 10 años. Luego diputado y vicepresidente de la AN. Yo descarto totalmente que mi renuncia tenga que ver con una aspiración de esa naturaleza. ¿Que pueda surgir en el camino? No lo descarto, pero no es esa mi aspiración», indicó Jiménez al ser preguntado por Idania Chirinos para NTN24.

«Han puesto a circular que tengo un puesto en el estado Miranda, cosa que desconozco absolutamente. Yo estoy en la política desde que tengo 10 años y ahorita tengo 67 años. Imagínate toda el agua que ha corrido por debajo de los puentes. Para mí todas esas cosas ya son absolutamente indiferentes».

Más temprano Jiménez anunció su renuncia. «La razón fundamental es que sentí que la polarización y la situación del país chocaba con mis posiciones tan claras. Eso me creaba sin duda un problema. Yo he tenido definiciones muy claras. He sido un militante democrático aunque tenga mucho tiempo sin estar en un partido político. Y esas opiniones mías contravienen la posición ecuánime que se exige», dijo en llamada a TalCual.