Funcionarios de la guardia costera hallaron en el mar, este sábado 12 de diciembre, los cuerpos de un grupo de migrantes venezolanos, incluidos niños, a unos seis kilómetros de las costas de Güiria, en el estado Sucre.

La abogada y defensora de derechos humanos, Rocío San Miguel, publicó en su Twitter que se trata de un “nuevo naufragio mortal de un bote desaparecido hace tres días”. Informó que se trata de al menos 19 personas entre adultos y menores de edad.

“Murieron buscando libertad y un mejor porvenir para sus familias, huyendo de Venezuela en forma insegura”, expresó la presidenta de la ONG Control Ciudadano.

Viajaban a Trinidad y Tobago

El comisionado de la Organización de Estados Americanos (OEA) para la crisis de migrantes y refugiados venezolanos, David Smolanskyseñaló que allegados de estas personas denunciaron que ellos salieron el domingo 6 de diciembre en un peñero desde Güiria hacia Trinidad y Tobago.

“(El peñero) fue devuelto de la isla y habría naufragado. Se han encontrado cadáveres flotando en el mar, muy cerca de las costas venezolanas”, escribió el político en la red social.

Agregó que entre los fallecidos hay mujeres y niños.

El hecho ocurre tres semanas después de que un grupo de migrantes venezolanos, incluidos 16 niños, fuese expulsado de Trinidad y Tobago, permaneciera 48 horas en altamar, y luego retornaran amparados en una orden judicial.

En ese entonces, autoridades de la isla caribeña reiteraron que las fronteras se encontraban cerradas por la pandemia del coronavirus y que cualquier inmigrante ilegal sería una persona indeseable.