El gobierno de Venezuela tachó la decisión de Donald Trump de congelar todos sus activos en Estados Unidos de una «acción arbitraria de terrorismo económico».

«Pretende formalizar el criminal bloqueo económico, financiero y comercial ya en marcha, que ha ocasionado severas heridas en la sociedad venezolana durante los últimos años», se lee en un comunicado publicado este martes por el canciller, Jorge Arreaza.

El documento asegura que el único objetivo de Washington es «ahorcar al pueblo venezolano para forzar un cambio de gobierno inconstitucional en el país».