Uno de los buques de guerra más recientes de Rusia, la fragata de primera clase del Proyecto 22350, Almirante Gorshkov, está navegando en el Caribe y puede que se dirija a Cuba. La presencia del barco en la región podría incitar la ira de Estados Unidos, especialmente si también hace una visita a un puerto en Venezuela, donde el gobierno de Estados Unidos y Rusia continúan apoyando a las facciones políticas rivales. Dondequiera que navegue, su impacto puede ser algo atenuado por el hecho de que el resto de su flota que consiste en tres buques de apoyo, incluido un remolcador pesado que a menudo sigue la estela del portaaviones Almirante Kuznetsov, de la Armada rusa y que ahora está indefinidamente fuera de servicio, reseñó thedrive.com.

Por Joseph Trevithick

El Almirante Gorshkov transitó del Océano Pacífico Oriental al Caribe por el Canal de Panamá, el 17 de junio de 2019. La Flota Septentrional de la Armada Rusa dice que espera que el buque logístico multifuncional Elbrus 23120, el buque petrolero Kama y el pesado remolcador Nikolay Chiker hayan cruzado el Caribe para mañana, de acuerdo con un comunicado oficial, Aún no se sabe adónde se dirigen las naves.

La flota ya ha viajado unas 26.000 millas desde que dejó la base principal de la Flota del Norte en Severomorsk, en el extremo norte de Rusia, en febrero de 2019. Esto incluyó paradas en Djibouti en el Cuerno de África y Sri Lanka en el Océano Índico antes de visitar China. Allí, el almirante Gorshkov participó en un importante desfile naval para conmemorar el 70º aniversario de la creación de la Armada del Ejército Popular de Liberación. Los buques también hicieron escala en Ecuador antes de navegar hacia el Canal de Panamá.